LA ALERGIA AL LÁTEX (CAUCHO NATURAL) EN PERSONAS CON ESPINA BÍFIDA

descagar

 Las primeras reacciones alérgicas al caucho de látex natural en personas con espina bífida se reportaron a finales de la década de los 80, cien años después de que el látex se utilizara por primera vez para fabricar guantes quirúrgicos de caucho. Desde ese entonces, las investigaciones han demostrado que hasta un 73 por ciento de niños y adolescentes con espina bífida es sensible al látex. Esta sensibilidad se determina mediante un examen de sangre o de acuerdo con los antecedentes de reacciones alérgicas. El látex sintético (elaborado por el hombre, como la pintura de látex) no es peligroso porque no está elaborado con caucho natural.

Aunque no se conoce la causa de la alergia al látex en las personas con espina bífida, se cree en teoría que las personas desarrollan esta alergia por haber estado expuestas desde muy temprano a productos de caucho, de modo intenso y constante durante cirugías frecuentes, exámenes de diagnóstico y programas de entrenamiento de los intestinos y de la vejiga. Las personas con espina bífida que tienen derivaciones por hidrocefalia, otras alergias y varias cirugías podrían correr un mayor riesgo de tener reacciones alérgicas al látex. La alergia al látex también es un problema para las personas que no tienen espina bífida pero han estado expuestas al látex repetidamente debido a su trabajo (trabajadores de salud) o a su enfermedad (asma u otra enfermedad alérgica, anomalías urinarias congénitas, cirugías frecuentes o cirugías durante la infancia).

El látex es un líquido viscoso que se obtiene del árbol Hevea brasiliensis y se encuentra en muchos productos comunes tales como los guantes médicos y quirúrgicos, las sondas urinarias, los vendajes elásticos, las curitas, los globos, los chupones y los condones. Algunas de las reacciones alérgicas a las proteínas del látex son picazón y lagrimeo de los ojos, estornudos y tos, salpullidos o urticaria, inflamación de la tráquea, sibilancias o ruido al respirar, dificultades para respirar y una deficiencia circulatoria que puede poner en peligro la vida y se llama shock anafiláctico.

Una persona se expone al látex cuando los productos que contienen caucho entran en contacto con la piel o las membranas mucosas tales como la boca, los ojos, los genitales, la vejiga o el recto. También pueden darse reacciones graves cuando el látex entra al flujo sanguíneo desde los puertos de látex de una intubación intravenosa. El polvo de globos o guantes puede absorber las proteínas del látex y viajar a través del aire, causando reacciones alérgicas cuando la persona sensible al látex lo respira o lo toca. Los alimentos que han sido manipulados por alguien que utilice guantes de látex también pueden contaminarse con el polvo del guante. (Las personas alérgicas al látex también pueden ser alérgicas a ciertos alimentos, como por ejemplo: bananos, tomates, papas, aguacates y kiwis). La única manera de prevenir las reacciones alérgicas es evitar el contacto con productos que contengan látex y con el polvo contaminado con látex.

El látex suele ser un ingrediente escondido de los productos médicos y otro tipo de productos, y es difícil saber si un producto contiene la sustancia. Por esta razón, ahora la Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos (Food and Drug Administration o FDA, por sus siglas en inglés) exige que se informe del contenido de caucho de látex natural en la etiqueta de todos los aparatos médicos. Los productos de consumo general todavía no están incluidos en una orden que exija que tengan dichas etiquetas. Actualmente las investigaciones están enfocadas en identificar todas las proteínas que causan la alergia, uniformar las sustancias que causan la reacción para mejorar las pruebas, desarrollar productos de caucho que no causen alergia y, posiblemente, averiguar qué se puede hacer para quitarle la sensibilidad al látex a las personas con alergia severa.

En este momento no se entiende muy bien la alergia al látex. Lo que se sabe actualmente y lo que se ha comprobado es que las personas con espina bífida corren un riesgo significativo de ser alérgicas al caucho de látex natural y tener reacciones que ponen en riesgo la vida. A las personas con espina bífida y a sus parientes se les pide con insistencia que consideren las siguientes recomendaciones y hablen sobre esto con los miembros de su equipo médico.

  • Se debe considerar que todas las personas con espina bífida corren un alto riesgo de tener reacciones alérgicas al caucho natural (no al sintético) y desde su nacimiento deben evitar el contacto con los productos de látex en todo momento y lugar. Generalmente, el látex se puede sustituir de una manera segura por otros productos tales como silicona, plástico, nitrilo o vinilo.
  • Las personas que han tenido una reacción alérgica al látex deben:
    • Utilizar un brazalete o collar que alerte de esto al personal médico.
    • Llevar consigo epinefrina que ellos mismos se puedan inyectar.
    • Llevar consigo guantes y otros equipos necesarios que no sean de látex para usar en caso de urgencia.
  • Se debe hablar sobre la alergia al látex y la manera de evitarlo con todos los proveedores de salud y de servicios comunitarios, incluyendo en la escuela, la guardería, el centro recreativo y los visitantes que le traigan obsequios al niño.
  • Antes de una hospitalización o una cirugía se recomienda consultar a los proveedores de atención médica que estén familiarizados con la alergia al látex, para evitar una exposición accidental y planear cómo se cuidará al paciente sin exponerlo al látex.

Los siguientes son productos comunes que podrían contener látex y representar un riesgo para la persona alérgica:
Productos usados en la atención médica que pueden contener látex: guantes, sondas, torniquetes, vendajes elásticos, vendajes ACE, puertos de inyección y aplicación intravenosa, tapones de frascos de medicina, cinta adhesiva, diques odontológicos y curitas.

Productos del hogar/la comunidad que pueden contener látex: globos, chupetes, bandas de caucho, resortes de ropa, juguetes de playa, pelotas Koosh, chupones de biberón, condones, diafragmas, pañales y suministros para arte.

Tenga en cuenta que esta es solo una lista parcial y se recomienda muy encarecidamente que quienes tienen espina bífida y sus parientes pregunten sobre la composición de los productos que se utilizan en su caso particular. La Asociación de Espina Bífida tiene disponible una lista más completa llamando al 800-621-3142 o en www.spinabifidaassociation.org.

Recursos en línea

  • Enlaces sobre la alergia al látex

www.latexallergylinks.org

  • American Latex Allergy Association/ALERT (Asociación Americana de Alergia al Látex)

www.latexallergyresources.org

  • Exposiciones decentes (ropa interior sin látex)

1-800-524-4949
www.decentexposures.com

  • OSHA

www.osha.gov/SLTC/latexallergy
Academia Americana de Alergia, Asma e Inmunología
www.aaaai.org

Colaboradores de esta hoja informativa:

Elli Meeropol, MS, RN, CS, PNP

Karen Rauen, MSN, RN

¿Tiene alguna pregunta?
Llame al 800-621-3141
En Internet: www.spinabifidaassociation.org

Esta información no constituye un consejo médico. Dado que los casos específicos pueden apartarse de la información general presentada en este documento, la SBA aconseja a los lectores consultar a un médico u otro profesional calificado.

Revisado: abril de 2007